Diversión Después del Colegio con Papi

Diversión Después del Colegio con Papi

88%
Alia
27:01 | Vistas 84,700

El nuevo marido de mi madre no es para nada tímido. Debo admitir que siempre me han gustado los hombres mayores, y con él me ponía aún más cachonda. Una vez lo sorprendí masturbándose en el living y parece que le gustó mucho como miraba fijamente su pija enorme. Nunca antes había visto una tan grande y no podía dejar de mirar. Con una voz muy cálida me invitó a tocarla para ver cómo se sentía en mi mano pequeña. Esto sí que me agarró de sorpresa y me terminé sentando al lado de él en el sillón para jugar con su polla, la cual parecía ponerse cada vez más y más grande. Quedé totalmente hipnotizada por su tamaño y entonces intenté ponerla en mi boca. Nunca antes había chupado algo tan grande y casi me ahogo hasta que me acostumbré. Luego de un rato pensé que nunca iba a parar. Me encantaba como su polla me llenaba toda la boca hasta la garganta. Él parecía estar muy feliz. Desde ese momento en adelante, los dos supimos que pasaríamos muchos tiempos juntos.

Crear mi cuenta gratuita